De Cádiz a los Pirineos

2010
[Serie de 12 collages/assemblages]

​En un aula de pupitres verde claro, el maestro empezó la clase de Geografía explicando a los niños una leyenda falsamente atribuida a Estrabón: Hace 2.000 años, había tantos bosques en la península Ibérica, que una ardilla podía viajar de Cádiz hasta los Pirineos saltando de árbol en árbol, sin tocar el suelo.
 

Itinerarios imaginarios por pinedas junto el mar, bosques de encinas milenarias, hayedos kilométricos, algunos robles solitarios, hileras de cipreses y montañas pinchadas de abetos. Rutas marcadas al azar con agujas de cabeza sobre un mapa fotocopiado de un atlas escolar, mapas de carreteras y  sobre aquellas antiguas plantillas que se hacían servir para dibujar y aprender las provincias, los ríos y las montañas.

Generaciones pasadas de ardillas fueron testimonios de un paisaje en constante transformación, sobre todo a causa de la acción de los humanos. La tala de árboles, los incendios, la construcción de carreteras de asfalto, vías de ferrocarril, puertos, puentes, túneles... ha hecho imposible que hoy las ardillas puedan repetir aquel viaje mítico, retomar los caminos donde se forjó la antigua leyenda.
 

 

  • Wix Facebook page

Reconeixement NoComercial-SenseObraDerivada 3.0 NoAdaptada.  [Darrera actualització: 2020]